Oscar D’León Confesiones de Oswaldo Ponte por William Briceño Parte I

248
Oscar D'León Confesiones de Oswaldo Ponte por William Briceño Parte I

OSCAR D’LEÓN CONFESIONES DE OSWALDO PONTE POR WILLIAM BRICEÑO PARTE 1

Este libro narra de la historia del famoso cantante Oscar D’León desde su nacimiento y progresos de su vida hasta lo que es actualmente, también se menciona como evoluciona la época no solo a nivel musical sino de la situación del país tanto de Venezuela como de otros países.

Antes de comenzar a opinar sobre la biografía realizada por su manager Oswaldo Ponte. Las no solo trata de recordar a los grandes hombres que se extiende fuera de la época. De modo que a través de esta biografía se quiere difundir una idea sobre la obra del conocido artista “Oscar D’ León” que ha engrandecido al país, traspasando la línea de su horizonte y extendiéndola hacia otras latitudes. Se podría decir que es como una novela donde no solo habla de los éxitos o eventos ya conocidos sino también nos cuenta de la realidad de su vida y no de lo que piensan conocidos o representantes del mismo artista.

La biografía comienza con el nacimiento de Oscar Emilio León Simosa que fue el 11 de Julio de 1943 en Caracas, Venezuela; donde estuvieron no solo su familia sino otras amistades donde irónicamente uno de ellos menciono que a futuro “sería un gran cantante”  ya que su llanto fue como una sinfonía, según su madre “Carmen Dionisia” refiere que la partera le comento que al nacer el venía enmantillado, por lo cual él bebe podría tener una  multitud de dones que podría aprovechar a futuro. Y para fortuna del futuro cantante su familia era apasionada por la música y tenía cercana relación con músicos, cantantes y ejecutantes de todo tipo de instrumentos aun cuando no eran profesionales, por lo que esa atmósfera era tan cálida, alegre y sobre todo musical lo cual abrazo a Oscar desde que nació, incluso se demostró que a temprana edad tenía un cierto interés de todo objeto que desprendiera un sonido musical, deseaba aprender con anhelo el uso de los instrumentos musicales; a pesar de tener una familia humilde el mismo Oscar se las ingeniaba con algunos objetos para crear algo que genera un sonido musical y descubrir su propio ritmo que le gustaba para ese entonces.

Cabe mencionar que a temprana edad tenía más pasión por la música que por sus estudios, y llego a la conclusión que lo mejor para su futuro no era los estudios, por lo que se dedicaba a ayudar en el negocio de sus padres para aportar a la casa.

OSCAR D’LEÓN CONFESIONES DE OSWALDO PONTE POR WILLIAM BRICEÑO PARTE 1Desde muy pequeño en las noches le gustaba escuchar en un rincón la “Sonora Matancera” que era el conjunto musical de la época y el seguía su percusión con su garganta; y también escuchaba las orquestas de jazz, por lo que también llegó a la conclusión que su vocación seria la música, le fascinaba escuchar a su mama tararear  los éxitos del año 1953 de la Orquesta Aragón y de Dámaso Pérez Prado.

Durante su adolescencia en Venezuela estaban ocurriendo muchos cambios políticos significativos para su población; pero no dejaban de celebrar con su familia las épocas festivas incluso en los momentos difíciles, se hacían muchas parrandas cosa que le gustaba mucho a Oscar. En 1958 menciona que estaba ocurriendo un fenómeno con el estilo musical del “Mambo de Dámaso Pérez Prado”, también en el Club Las Fuentes resonó la Sonora Matancera con “Celia Cruz” alternando con la “Caracas Swing Boys”; y se comenzó a observar en el ámbito nacional un movimiento de las orquestas influenciadas por ritmos extranjeros que entusiasmaban a los venezolanos.; como  la Billo’s que ganó el preciado nombre de la orquesta más popular en Venezuela, ha Oscar no le interesaba los acontecimientos de la sociedad, a excepción de los eventos en Cuba ya que la música Cubana es lo que le fascinaba.

A partir de 1962 se convirtió en padre y maravillado con su nueva vida y su primogénito se dedicó a su rol como padre, mantener a su familia trabajando; lo que ocasiono que se apartara de la música, y se puede presenciar su madurez a pesar de su edad.

OSCAR D’LEÓN CONFESIONES DE OSWALDO PONTE POR WILLIAM BRICEÑO PARTE 1Para sus 23 años ya sabía cantar y tocar el bajo, con el paso del tiempo conoció amistades que influenciarían  grandes cambios en su vida futura. En 1966 conoció a Kiko Pacheco quien lo invito al grupo “Los Junior” donde se iniciaría profesionalmente. Y para ese mismo año la salsa estaba tomando vuelo alto en Venezuela ya que se escuchaba en todas las radios del país. Durante esa época la vida era costosa por lo que trabajaba mucho tanto en club como discotecas o como taxista; en una oportunidad Kiko Pacheco le pidió a Oscar que cantara en el “Quinteto Los Junior” ya que su vocalista se tuvo que ir, esto permitió a Oscar demostrar su talento, y desde ese momento todos quedaron encantados al escucharlo, a partir de ahí comenzó su profesión musical. Posteriormente se creó “La Dimensión Latina” que en esa época era conocida como la “Dimensión Seis” la cual fue fundada por Oscar D’ León y Cesar Monge.

Los integrantes que conformaron “La Dimensión Latina” fueron Oscar de León, Cesar Monge Albóndiga y José Rojas Rojita en los trombones, José Rodríguez Joseíto y Elio Pacheco en la percusión, Enrique Culebra Iriarte en el piano. Y un hecho relevante para Oscar fue que en sus primeros ensayos tuvo una premonición de su éxito cuando encontraron el ritmo que él deseaba escuchar y expandir al resto del mundo musical, lo cual fue demostrado en su primera presentación que fue un éxito total dejando perplejos a todos los que los escucharon.

A partir de ese momento había surgido con el debut de la dimensión latina, un nuevo concepto que cambiaría el esquema musical popular venezolano y haría historia a nivel nacional e internacional con el afloramiento de la leyenda de Oscar D’ León.

OSCAR D’LEÓN CONFESIONES DE OSWALDO PONTE POR WILLIAM BRICEÑO PARTE 1Comenzaron tocando durante 5 meses en “La Distinción” de viernes a sábado, y los domingos al terminar de tocar allí, se iban al Junquito y continuar la parranda, dándoles más popularidad a tal punto que uno considero que deberían iniciarse a nivel internacional. En ese tiempo la cantante y compositora Mireya Delgado los contrato al quedar impresionada viéndolos tocar en el escenario. Ellos estuvieron tocando en un crucero durante su recorrido por 1 semana por diferentes islas del Caribe, y tuvieron grandes éxitos a pesar de las incomodidades que se presentaron, pero sin prestarle atención, ya que se dedicaban a todo corazón tocando para su público, ocasionando que se abarrote el lugar, cautivando a su público quienes los idolatraban. A partir de ese momento mucha gente comenzaron a querer contratarlos para diferentes eventos.

En ese mismo año 1972 se dio inicio a una vertiginosa e imparable carrera discográfica que tiene su base en el hecho de los ejecutivos representantes de la firma TH, quienes escucharon 2 temas: una de ellas era “Oye mi canto” siendo un éxito en el Gran Combo de Puerto Rico; y “Te voy a cortar las patas” de Oscar D’ León. Como esto causo gran impacto y absoluta convicción de los ejecutivos que estaban en presencia de un éxito, y el promotor Mesone al escucharlos, acordó  llevar a cabo una grabación discográfica dividiéndola con la Orquesta de Víctor Mendoza, uno de los productores de TH en Venezuela: El Clan de Víctor.

En el disco estaba 3 temas de Oscar de los cuales 2 de ellos los grabo con la Dimensión Latina y la otra con el Clan de Víctor, no obstante en los créditos no aparece como autor, de igual manera ocurrió con un álbum en 1991 al grabar el álbum Autentico. Entre los 80 temas que escribió Oscar, 2 son de sus inmortales clásicos y de su autoría los cuales son: “Lloraras” y “Detalles”.

Por primera vez en Venezuela se realizaban festivales de Salsa que emocionaban a todos, a partir de ese momento se presenció una verdadera proliferación salsera en el país todo por obra y gracia de “Pensando en ti” dando un gran impacto en la historia de la música popular venezolana.

OSCAR D’LEÓN CONFESIONES DE OSWALDO PONTE POR WILLIAM BRICEÑO PARTE 1Después del éxito de su nueva discografía que contiene “La comprita”, “Barranquilla” “Barranquilla y Quiéreme”, entre otras se firmaron 3 contratos importantes a nivel internacional donde Oscar y la Dimensión Latina irían a Curazao, Aruba y Bonaire; para ese mismo año irían también a Colombia y a Santo Domingo. Pero caber recalcar que desde “Pensando en ti” hasta “Que bailen to’s” abarco la etapa que lo catapultó Internacionalmente

La producción de la discografía de 1975 de la Dimensión Latina fue la que dejo la huella para siempre, cuya inmortalidad se vislumbró desde el momento mismo de su aparición. Donde sus temas eran de un despecho amoroso. Pero la concepción rítmica de Lloraras era la concepción y estructura de Oscar D’ León y de la Dimensión Latina más importante; de hecho con el tema “Lloraras” se dio a la ruptura del viejo imperio del baile que representaba Billo’s y se consideró a la Dimensión como la Billo’s de la Salsa.

Un tema importante en el mundo de la música nos expresa en este libro que: “los salseros hacían  uso de frases gastadas por el uso que otros de anteriores generaciones popularizaron, en cambio Oscar proyectaba modificaciones originales creadas por él”.

Cuando viajaron a New York, Oscar estaba muy emocionado por las diferentes historias que había pasado en el mundo de la música, y estaban más felices aun al presentarse por primera vez en la impactante urbe. Allí donde se proyectó ese género musical que los transformo en ídolos que es la “Salsa”.

Y a medida que pasa el tiempo Oscar logra imponer un estilo propio y no lo cambio nunca mientras escalaba los peldaños de la popularidad y de la fama, de igual forma sucedió con la Dimensión latina pero sin alcanzar los innumerables triunfos que obtuvo Oscar D’ León  hasta su salida.

Si ustedes desean saber más de la historia de Oscar D’ León, les recomendamos que lean “Oscar D’ León Confesiones De Oswaldo Ponte Por William Briceño, editorial Fundación Simón Bolivar”  para que sepan su continuación ya que es un tema muy amplio para describirlo en esta primera parte, de igual manera en nuestra próxima edición finalizaremos nuestro pensamiento final sobre este interesante y amplia biografía.